Se encuentra usted aquí

Los geoglifos de la Amazonía eran puertas al más allá

Martes 07 de Noviembre, 2017
Investigaciones revelan que los geoglifos de Acre tenían un sentido ritualístico para los indígenas de la Amazonía.

Realizados unos mil años antes de Cristo y durante un período que abarcaría más de 2.000 años, los geoglifos de Acre, situados al este de la Amazonía brasileña, tendrían un sentido ritual según recientes investigaciones.

Fueron descubiertos en el Amazonas brasileño en 1977 pero la deforestación y posteriores estudios sobre el terreno pusieron al descubierto cerca de 500 sólo en el estado de Acre (Brasil), al oeste de la selva amazónica en su frontera con Bolivia.

Los geoglifos son vestigios arqueológicos representados por dibujos geométricos (líneas, cuadrados, círculos, octógonos, hexágonos, entre otros), zoomorfos (animales) o antropomorfos (formas humanas), de grandes dimensiones y elaborados sobre el suelo, que pueden ser observados  mejor o en su totalidad si se ven desde lo alto, en especial, sobrevolando la zona. Los más conocidos están en Nazca (Perú) pero los hay en muchas partes del mundo.

En Acre, sus formas van desde los cuadrados y los círculos hasta los que tienen forma de “U” o de octógonos, llegando a ocupar algunos de ellos cientos de metros cuadrados.

Los investigadores a cargo del estudio, que han publicados sus resultados en la revista American Antropologist, han determinado que su función era la de servir de puerta al más allá para comunicarse con los espíritus de sus ancestros e incluso con fuerzas de la naturaleza.

Otros artículos de:

Añadir nuevo comentario