Se encuentra usted aquí

La mujer que hace un año se casó con un "fantasma" pide ahora el divorcio

Martes 19 de Marzo, 2019
No es broma. Una Irlandesa de 45 años que había jurado amor eterno al espíritu de un pirata quiere divorciarse ahora porque le ha robado la energía. Conoce la increíble historia de Amanda Teague.
Josep Guijarro

Amanda Teague una mujer de 45 años nacida en Drogheda, una localidad industrial y portuaria del Condado de Louth en la costa oriental de Irlanda,  viajó en enero del pasado año a aguas internacionales para celebrar su enlace de boda. Hasta aquí todo normal. Reunió a sus familiares, a sus cuatro damas de honor, vestidas de azul impoluto y se echó a la mar para casarse con su compañero: nada menos que ¡el pirata Jack!

Bueno, sobre gustos colores. No son pocas las personas que conocen que sus parejas han realizado y siguen realizando actividades ilícitas y, sin embargo, siguen adelante con sus planes nupciales. Lo curioso –y esto sí es nuevo- es que Amanda iba a casarse a través de un médium porque Jack es un pirata haitiano que murió hace 300 años. ejecutado por un robo en alta mar.

Dicho de esta manera, la noticia es digna de figurar en cualquier tabloide británico o en el famoso Weekly World News pero Amanda existe y exhibe con orgullo las noticias sobre su enlace en su cuenta de Twitter.

Para darle empaque al enlace y que lo viera alguien más que la médium, alguien sostuvo un retrato del célebre Jack Sparrow,  protagonista de la saga Piratas del Caribe, pues según la espiritista guarda cierto parecido físico y como el fantasma no tiene mano física, colocaron en una vela el anillo de compromiso para representarla.

Pero, la historia de amor entre Amanda y Jack venía de tiempo atrás.  En 2014, esta mujer divorciada y madre de cinco hijos, empezó a sentir la presencia de un espíritu y decidió acudir a una médium para comunicar con él: "Era mi alma gemela –declaró a la prensa- cuanto más aprendía sobre él, más me gustaba".

Dos años después, Amanda le dijo al espíritu que no le gustaba mucho tener sexo casual (sic)  y que quería comprometerse apropiadamente. En 2015, Amanda cambió legalmente su nombre por el de Amanda Sparrow y gastó más de £ 4,000 para convertirse en la Capitana Jack Sparrow, de la película Piratas del Caribe.

Francia o China reconocen legalmente el matrimonio con fallecidos

En Irlanda la ley no reconoce el matrimonio con una persona fallecida pero sí Francia o China por lo que  Amanda siguiendo el consejo de sus abogados se casó en aguas internacionales para garantizar la legalidad de su enlace y convertise de este modo en la primera persona casada legalmente con un fantasma en el Reino Unido.

¿Está como una chota? Tal vez.  Pero su iniciativa le ha venido de perlas para promocionar un libro “A Life, You Will Remember”  en el que narra con detalle como su pasión por Piratas del Caribe y por el personaje que representa Jonny Deep le cambió la vida hasta relacionar el personaje con un espíritu que la poseía sexualmente por las noches.

Tras un año “casados”, Amanda ha anunciado en las redes su deseo de divorciarse del pirata.  "Así que siento que es hora de que todos sepan que mi matrimonio ha terminado", escribió Teague.

"Lo explicaré todo a su debido tiempo, pero por ahora, todo lo que quiero decir es tener MUCHO cuidado al incursionar en la espiritualidad, no es algo con lo que meterse ..."

Al parecer, su "marido espiritual" le robó su energía y la dejó enferma. Eso es lo que asegura ahora esta mujer.

Las relaciones con fantasmas son  más frecuentes de lo que creemos dentro del mundo paranormal, la reina Silvia de Suecia se sentía a gusto con el que tenía en su palacio. También se han producido otros matrimonios. En diciembre pasado, Cornwall Live reportó la noticia de dos mujeres sumidas en una pasión paranormal. Amethyst Realm, una consejera espiritual de 27 años de Bristol, Reino Unido, aseguraba tener encuentros ectoplásmicos sexuales con 20 fantasmas diferentes.

Otros artículos de:

Añadir nuevo comentario